Quiero apadrinar

Conoce los centros de la Fundación

Talipanam

Talipanam

Srs. of Charity of St. Anne
Barangay - Aninuan, Talipanam
5203 - Puerto Galera
Oriental Mindoro - Filipinas

Tel.: 0912 335 63 77
Fax:

LA comunidad de Talipanan se estableció en el año 1993 a través de la invitación de una señora española que tiene propiedad allí y que trabaja por la preservación de la cultura indígena de los Mangyanes-Iraya de Puerto Galera, Oriental mindoro y su incorporación en la sociedad. Con el permiso del obispo del Vicariato de Calapán, la capital de Oriental mindoro, tres de nuestras hermanas empezaron su tarea de educar a los Mangyanes-Iraya, incorporarles a la sociedad y llevarles a la fe cristiana sin dejar su peculiar estilo de vida.

Talipanan pertenece al Barrio de Aninúan, a 10 kilómetros de la pobleción de Puerto Galera. Está situado al borde del oriente y occidente de la isla de Mindoro. Está al pie de la montaña, cerca de la costa del mar.

Los habitantes del Barrio son los Tagalog (quienes muchos de ellos son de Tingloy, Batangas a una hora y hora y media de viaje en barco) y los Mangyanes-Iraya (una de las siete tribus de Mangyanes que habitan la isla de Mindoro)

El clima es cálido, con dos estaciones: seca y lluviosa. El sustento principal de la gente es la pesca que depende del tiempo que hace. En tiempos de lluvia suele haber tifones y ciclones y esto impide a la gente ir a trabajar, en tiempos de sequía, no hay recursos y la gente experimenta hambre y muchos niños mueren de epidemia y hambre.

Hay dos colegios en el Barrio: uno en Aninúan y otro en Talipanan. El colegio de Talipanan es exclusivo sólo para los niños Mangyanes- Iraya, del primer curso al sexto. Todos los niños Iraya tienen derecho a estudiar en ese colegio.

Todavía hay una gran diferencia entre los Tagalog y los Mangyanes. Por ejemplo, en los vehículos públicos, muy pocos Tagalog quieren sentarse al lado de un Mangyan (porque no se bañan o no tienen jabón o no se lavan la ropa). Otros Tagalog prefieren esperar otro vehículo donde no haya ningún Mangyan y llegar a la oficina o a clase tarde antes que sentarse con los Mangyanes. Por eso, muchos de ellos (Mangyanes) no han ido nunca a la escuela. y como no han estudiado, no se enteran nada de lo que está pasando en la sociedad. Se sienten como fuera de la sociedad.

Cuando vinieron los Tagalog a este Barrio, y empezaron a costruir casa y vivir allí, los Iraya huyeron a la montaña. Los Tagalog aprovecharon la oportunidad de ocupar el Barrio y gran parte del terreno la dieron en alquiler a los extranjeros. Estos construyen casas cerca de las playas, viven allí durante una temporada y devuelven el terreno dejando la casa al dueño. Así los Tagalog se enriquecen muy fácil, y los Mangyanes se quedan sin terreno.

La enfermedad que suele tener la gente es la malaria y tuberculosis. Y para los niños, catarro y tos especialmente durante la estación lluviosa.

Un niño (Mangyan) que no es apadrinado puede adquirir una educación gratuita hasta el sexto grado, en el colegio exclusivo para ellos. Se va a la escuela por lo menos tres días a la semana y los otros cuatro trabajan en el campo con sus padres.

Van a clase sin zapatos, sin mochila, sin cuaderno, bolígrafo, papel, etc. Suelen llevar sólo la ropa durante semanas, sin lavar porque no tienen nada para comprar jabón. A estos niños no hay otro modo de darles una educación secundaria. Los niños no apadrinados, despues del estudio de primaria, trabajan en el campo con sus padres, con los barqueros (especialmente en verano cuando vienen muchos tiristas) o en los bares.

A los niños les gusta jugar a baloncesto por las tardes a la puesta del sol. Pero, como no tienen cancha de baloncesto ponen una canasta colgada en un árbol, limpian alrededor y juegan.

Estos niños se alimentan con arroz, pescado, verdura y fécula. Comen fruta, pero no después de la comida sino como merienda o a la hora que quieran. A veces sólo pueden comer dos veces al día dependiendo de lo que haya en casa. Es poco comun que una familia pobre pueda comer tres veces al día.

Se visten a lo europeo. Los chicos llevan pantalones vaqueros y las chicas llevan falda, pero se los lavan, a lo mejor, una vez a la semana. Si la familia es muy pobre no se lava la ropa. si alguien les da ropa se la ponen y no se la quitan hasta que se rompe.

Se bañan con el agua del mar o del río sin ponerse gel porque no tiene dinero para comprarlo y después de hacerlo se vuelven a poner la misma ropa que llevaban.

VIDA DEL NIÑO APADRINADO

Los niños apadrinados tienen muchas más ventajas. Van al colegio junto con los niños de Tagalog u otros. Especialmente los que están en la secundaria estudian en el colegio de los religiosos Verbo Divino en Puerto Galera, donde enseñan las hermanas. Tienen más posibilidades de adquirir una educación superior. Se incorporan con los otros niños, se dan catequesis y clases de religión, de valores humanos, se les enseña las higiene correcta. Llevan el uniforme del colegio con el carnet de identidad; llevan los zapatos nuevos, mochila, cuaderno, bolígrafo, papel y todo lo que necesitan a lo largo del año escolar. Participan en las actividades extra curriculares del colegio, en la Eucaristía de cada semana en clase y en la del Domingo, en el rezo del rosario en los meses de octubre y mayo, en las catequesis del sábado y en los retiros al final del curso.

Se les da el presupuesto para los gastos de cada semana: transporte, papelería, fotocopias, etc. Van al colegio en los vehículos públicos y conocen a más gente. comen tres veces al día y también, a veces, meriendan. al mediodía comen en la cantina del colegio y se alimentan bien con arroz, carne, verdura, pescado, etc.

Hna. Marieta Hortilano

Galería fotográfica de Talipanam

Centros relacionados con Filipinas

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información Aceptar