La Fundación Juan Bonal

La Fundación "Juan Bonal", está inscrita en el Registro de Fundaciones el día 9 de Octubre de 2000 con el número de registro 50-0143, con C.I.F. G/82709148 y bajo el protectorado de la Secretaría General de Asuntos Sociales.

Te agradecemos en nombre de los niños del mundo, tu visita a esta página. Este portal es un proyecto solidario en el que además de apadrinar un niño podrás seguir su desarrollo, formación y sus diversas actividades escolares y extra-escolares.

Además, podrás colaborar en proyectos de realización de infraestructuras para la mejora de las condiciones de vida del niño.

En la actualidad, se encuentran apadrinados mas de 7.300 niños y existe un potencial de otros 6.000 niños pendientes de apadrinamiento. Este es un dato que crece exponencialmente en el tiempo dado que atendemos las solicitudes de apadrinamiento desde más de ochenta centros en el mundo.

HISTORIA DE UN SUEÑO

• UNA ILUSIÓN HECHA REALIDAD

Esta es la historia de una ilusión que nace para intentar satisfacer las necesidades básicas de los más pobres, los desamparados, los niños, ancianos y desvalidos de la sociedad.

Una ilusión que parte de un pequeño hospital de Zaragoza, allá por el año 1804, y que se extenderá poco a poco, sembrando semillas de esperanza a lo largo y ancho de los cinco continentes en los que hoy está presente.

• ¡ 200 AÑOS DE EXPERIENCIA !

Parece que el primer mundo por fin ha comenzando a entender el significado de la palabra Solidaridad. Para canalizar la ayuda al tercer mundo el número de ONG's ha proliferado significativamente en los últimos 10 años. En el año 2000 nace La Fundación Juan Bonal. Pero, a pesar de ser tan reciente, tiene a sus espaldas casi 200 años de experiencia en el difícil mundo de la ayuda humanitaria. La Congregación Hermanas de la Caridad de Santa Ana decidió honrar la memoria de uno de sus fundadores, el Padre Bonal, dándole su nombre a la Fundación que crearon.

• UN SUEÑO HECHO REALIDAD

A principios del siglo XIX los hospitales sufrían serias carencias de personal y dotaciones. En 1804 se crea en Zaragoza la Congregación Hermanas de la Caridad de Santa Ana con la finalidad de prestar sus servicios al Hospital Nuestra Señora de Gracia. Inicialmente se trataba de un grupo muy reducido de hermanas que trabajaban al servicio de los enfermos. Aunque el objetivo inicial era la atención a los enfermos, con el tiempo, los objetivos se han ido ampliando teniendo siempre en cuenta un único fin: la ayuda a los más pobres y necesitados.

• TRABAJAR EN FAVOR DE LOS MÁS NECESITADOS

El objetivo de la Fundación es servir como cauce y expresión de la solidaridad y la cooperación en cualquiera de sus formas. Gran parte de las actividades de la Congregación tienen lugar en los países en vías de desarrollo proporcionando ayuda a personas, organismos y entidades sociales que sufren las necesidades y carencias propias de los pueblos más pobres.

Los distintos centros de la Congregación han venido actuando tradicionalmente con total autonomía. Sus actividades han supuesto un gran alivio para las poblaciones en las áreas donde actúan, pero hacía falta dotar de una mayor profesionalidad y rigor técnico a las actividades de la Congregación.

• SECTORES DE ACTUACIÓN EN EL EXTRANJERO

Tradicionalmente la Congregación ha venido trabajando en dos sectores: sanidad y educación, y dentro de estos campos en todas sus variantes. De este modo, ha podido hacer frente a situaciones de pobreza, epidemias, guerra, injusticias, etc.

La Fundación presta los servicios sociales que se detallan a continuación:

Salud...
En la prevención y el tratamiento de enfermedades. Desde sus inicios la Congregación ha venido dedicando gran parte de sus esfuerzos a esta labor. Hoy en día, cuenta con numerosos hospitales, clínicas, sanatorios, centros de salud y centros psiquiátricos. En estos centros se practica la medicina preventiva y se desarrollan programas de investigación para intentar frenar o eliminar enfermedades endémicas.

Educación...
Los países más pobres del mundo tienen las tasas más bajas de alfabetización. Creemos que la base del desarrollo de cualquier pueblo o nación radica en la educación. La alfabetización, la educación básica, así como la capacitación laboral y el aprendizaje de oficios de la población se imparte en escuelas e internados propios.

Atención a niños y ancianos...
Los niños y ancianos son dos de los colectivos más vulnerables en los países del tercer mundo. Ambos necesitan atenciones especiales que sus familias no siempre les pueden proporcionar. Niños y ancianos viven situaciones de abandono o desamparo. Por ello, la Fundación ha creado centros de recogida y atención para estos colectivos: guarderías, residencias, centros de día y hogares infantiles y de ancianos.

Promoción de la mujer...
En gran parte del tercer mundo la mujer apenas tiene derechos y tiene que vivir de la mendicidad o es obligada a prostituírse. La Fundación Juan Bonal cuenta con centros de acogida para mujeres donde se las forma y ayuda. La labor de la Fundación no termina ahí, sino que trabaja para concienciar y sensibilizar a los habitantes de aquellos lugares donde la mujer es discriminada sencillamente por ser mujer enseñándoles a respetarlas.

Desarrollo agrícola...
El las zonas más deprimidas el desarrollo agrícola es en muchos casos la solución a la pobreza. Las Misiones rurales colaboran a que pueblos enteros puedan llegar a autoabastecerse, ayudándoles a adquirir semillas o maquinaria agrícola y a mejorar sus métodos de producción.

• EN LOS CINCO CONTINENTES

La Fundación Juan Bonal actualmente trabaja en 30 países de los cinco continentes, la mayoría en vías de desarrollo. La presencia de la Congregación en los países donde actúa no se reduce a visitas puntuales para la ejecución de proyectos, sino que se trata de una presencia permanente originada hace muchos años y con carácter indefinido. La Fundación cuenta con centros propios que gestiona ella misma y donde presta apoyo a las más diversas actividades humanitarias.

• ALGUNOS PROYECTOS

Las necesidades de la Fundación Juan Bonal varían considerablemente de centro a centro y de país a país. Desde lavadoras para hospitales, hasta máquinas de coser para centros de promoción a la mujer, asfaltado de patios en escuelas o paneles solares para centros de salud. Desde leche, bollos y plátanos para niños desnutridos, hasta medicinas, ambulancias o material para laboratorio. Muchos de los proyectos que lleva a cabo la Fundación son cofinanciados por otras instituciones benéficas. En el año 2000 se financiaron proyectos por un importe superior a los 700 millones de pesetas (4,21 millones de Euros) procedentes de fondos propios.

... Apadrinamiento: La ayuda más próxima. La congregación cuenta con recursos propios generados en su mayoría por las donaciones de particulares. Un ejemplo de esto es el programa de apadrinamientos, que en un breve espacio de tiempo ha logrado el apoyo de mas de 7.000 asociados.

La ayuda a los demás puede ser anónima o tener nombres y apellidos. Cuando se apadrina a un niño, esta aportación se destina a su alimentación, educación y salud. De las cantidades aportadas por los padrinos no sólo se beneficia su ahijado sino que también repercute en el bienestar de su familia y de su comunidad. En algunas zonas especialmente deprimidas una pequeña cantidad bien administrada colabora en el desarrollo de todo un pueblo.

• FINANCIADORES: AYUDAS PARA SEGUIR AYUDANDO

Los recursos propios de la Fundación y el programa de apadrinamientos no son suficientes para poder llevar a cabo todas las acciones sociales que se necesitan. Por ello en los últimos años han venido cobrando cada vez más importancia las aportaciones de los financiadores institucionales, organismos e instituciones que desinteresadamente financian la ejecución de obras sociales.

Algunos de los organismos oficiales que han colaborado con la Congregación o Fundación son:

- Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, AECI, Comunidad de Castilla-La Mancha, Comunidad Foral de Navarra, Gobierno Autónomo Vasco, Junta de Canarias, Diputación General de Aragón, Diputación foral de Álava, Ayuntamiento de Zaragoza, Fons Catalá de Cooperació al Desanvolupament, Ayuntamiento de Madrid, Ayuntamiento de Fraga, Ayuntamiento de Sabiñánigo, Embajadas y representaciones diplomáticas, etc...

La Congregación también ha colaborado y ejecutado proyectos en combinación con otras ONG's entre las que cabe destacar:

- Anesvad, Cáritas Española, Farmacéuticos Mundi, Manos Unidas, Médicos Mundi, M.P.D.L., Misereor, Adveniat, Kindermision, Tu Salario Solidario, Fundación ad Gentes, Gundación CEAR, Arquitectos sin Fronteras.

• ESPAÑA: EL DESARROLLO Y SUS CONSECUENCIAS

Desde su creación la congregación ha venido prestando sus servicios en los ámbitos de sanidad y educación en España. Sin embargo, los nuevos problemas sociales característicos de los países desarrollados han empujado a la Fundación a actuar en nuevos frentes. La reinserción social de colectivos de marginados (enfermos de SIDA, convictos, etc.) y el apoyo a inmigrantes a través de centros asistenciales y la atención a desplazados, son áreas a las que la Fundación está dedicando cada vez más esfuerzos.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información Aceptar